Blogia
barbarisima

¿Desconcierto?

¿Desconcierto?


(en la foto aparecen Carlo, Miriel y Rey otro joven trovador)

Matanzas, ciudad de puentes y ríos, fundada hace 316 años, es conocida en el mundo también por ser cuna de reconocidos poetas, músicos, pintores, dramaturgos…
Esta urbe, a unos 100 kilómetros al este de La Habana, celebra su aniversario este lunes 12 de octubre.
Entre otras muchas actividades de índole cultural, unos jóvenes cubanos y matanceros: Carlo y Miriel, tendrán la segunda ronda, me gusta llamarle así, de una peña que realizan en el museo Palacio de Junco, otrora palacete de la acaudalada familia, y primer museo instituido por la Revolución en la Isla.
Desconcierto, le llaman al encuentro, no sólo para juglares y guitarra, sino espacio para noveles poetas, artistas de la plástica e instructores de arte que se sumaron a la iniciativa y que dirige una persona, especie de ángel aglutinador que lleva por nombre Evel Garcet.
Los que me leen en Cuba y alguna vez estuvieron por Matanzas, y los matanceros que viven más allá del mar, recordarán aquellas descargas en la casa de la Trova, el Parnaso, con tanta gente buena, como el Cuarteto Víctor Jara, los hermanos Aguiar, Frank Pablo, Pita y otros y otros…
Qué bueno, que algún tiempo después y cuando los amantes de ese movimiento inmortal pensábamos que la Atenas de Cuba había perdido el impulso para los trovadores, pues estos dos jóvenes hacen música suya y de renombrados trovadores, invitan amigos, cantan, a la par que estudian, viven, aman…
Aplaudo el espacio, puesta de pie, no sólo porque veo a la trova unida a mi vida; sino porque le ofrece oportunidades a los que la añoran.
Este lunes volverá a repletarse la sala colonial, Carlo y Miriel con sus invitados volverán a la carga con las seis cuerdas. Está por ver el ¿Desconcierto?


¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres